Gasolineros de Monterrey y Puebla recurrieron a la estrategia de bajar el precio de los combustibles tipo Magna y Premium hasta en 10 centavos por litro, con el fin de levantar sus ventas y lograr mayor competencia en el sector, que es uno de los objetivos de la reforma energética.

Desde enero pasado, Grupo Gas W decidió reducir 10 centavos el precio de la gasolina en la capital regiomontana.

“Lo hicimos por estrategia de ventas. Somos un grupo pequeño y buscamos captar mayores ingresos”, comentó Armando Pérez, gerente general de la empresa.
En las tres sucursales de Grupo Gas W, el precio de la gasolina Magna, que es la de mayor demanda, está en 13.47 pesos, y la gasolina Premium está en 14.28, es decir, 10 centavos abajo del costo máximo autorizado por Pemex.

El resultado de esta estrategia comercial ha sido “aceptable, aunque falta mucho por hacer. El consumidor no está familiarizado con estas estrategias, no toda la gente las ve como algo creíble, piensan que hay truco y no es así”, externó.

Las tres estaciones de la empresa se localizan junto a la cadena Walmart, en Avenida Lázaro Cárdenas, al sur de Monterrey, en la Avenida Miguel Alemán y Bonifacio Salinas, y en Avenida Lincoln, al poniente de la capital.

El Economista:
http://bit.ly/1GwXrfX