Casi la mitad de las personas que han jugado Monopoly han dicho que hacen trampa, por eso Hasbro, el fabricante del clásico juego, lanzará una nueva versión en la que el objetivo principal es hacer trampa, saltando casillas, dejando de pagar renta o robando dinero del banco.

El Monopoly Cheaters Edition incluirá todo lo de la versión original, además de unas esposas y 15 tarjetas de trampa con las artimañas más comunes intentadas por los jugadores como: saltar una casilla, cambiar un hotel de lugar o robarse unos cuantos billetes.

hasbro

Eso sí, si el tramposo es atrapado in fraganti, irá directamente esposado a prisión.

La edición para tramposos de Monopoly saldrá a la venta en otoño y tendrá un precio de 20 dólares (400 pesos aproximadamente).