Durante el Tokyo Game Show un androide hiperrealista causó polémica al tener una enorme similitud con un ser humano de carne y hueso.

La modelo AP7000 es un humanoide de última generación que formo parte de la presentación de Detroit: Become Human, el nuevo videojuego de la firma francesa Quantic Dream publicado por Sony Interactive Entretaiment, aunque realmente este juego quedó en el olvido de los asistentes y de los miles de usuarios que han compartido los videos de estos robots, pues sus movimientos son tan precisos que llegan a confundir a cualquiera.

via GIPHY

Y entonces se supo la verdad…

NO eran robots, eran actores, todo esto se trató de una campaña de publicidad a cargo de Sony y Quantic Dream para promover y explicar la trama del videojuego: un robot llamado Kara escapa del lugar donde fue creada y trata de mezclarse en el mundo humano.

La protagonista de este magistral engaño se hace llamar Saotvos y aquí te la presentamos:

via GIPHY