Roma, Italia se cubrió de nieve por primera vez desde febrero de 2012, la cual alcanzó una altura de hasta cuatro centímetros en las calles. Esta nevada fue ocasionada por una ola de frío siberiano que ha llegado hasta los -20°C en algunas zonas cercanas.

La nieve cayó durante más de 8 horas, lo que provocó problemas de circulación y retrasos en los aeropuertos durante algunas horas.

A pesar de las dificultades de movilidad, los italianos y turistas están disfrutando de una inusual nevada y la belleza de los monumentos cubiertos totalmente de blanco. Sin embargo, debido a la nieve tanto el Coliseo, como las áreas arqueológicas del Foro Romano, el Palatino o las Termas de Caracalla han sido cerradas al público por su peligrosidad.

roma1

roma2

roma3

roma5