A veces la clave no es bajar de peso sino aprender cómo dejar de subir. Muchas veces solo es cuestión de autocontrol, por eso con estos consejos podrás empezar a controlar tus ansias por comer sin sentir en ningún momento que estás pasando hambre o estás realizando un gran sacrificio:

Toma agua. Cada vez que sientas esas insaciables ganas de “picar”, tómate un vaso de agua. Sin darte cuenta acelerarás tu metabolismo y te sentirás más satisfecha y sin calorías. A veces confundimos la sed con el hambre, y este es uno de los errores más comunes que cometemos todas.

Haz ejercicio. Prueba con salir a caminar la próxima vez que un antojo aparezca. La actividad física además de traerte grandes beneficios te distraerá.

Come mejor. Nunca te saltes una comida. Intenta hacer tres platos principales y dos meriendas. Mastica lentamente.

Mantente relajada. Uno de los métodos más efectivos contra la ansiedad es dormir. Cuando descansas, aumenta la producción de leptina, una hormona que indica al cerebro cuando tu cuerpo está satisfecho.

relax

About The Author

Related Posts

Leave a Reply