Muchas veces cuando queremos bajar de peso recurrimos a dietas y a apps para contar las calorías que consumimos, pero ¿qué tanto de esto ayuda para cumplir este objetivo?

Según el médico del University College London Hospital, Chris Van Tulleken, afirma que no solo se trata de la cantidad de calorías que se ingieren, lo importante es el tipo de comida que se consume.

El caso más frecuente son las calorías provenientes de los azúcares, la azúcar procesada como la que aportan los dulces o los refrescos se digieren rápido, caen rápidamente y te dejarán hambriento otra vez.

En cambio, alimentos como el pan, el arroz y la pasta o las frutas que tienen altos niveles de fibra y se digieren lentamente.

También puedes sentir que estás haciendo mucho ejercicio, pero quemando pocas calorías, esto también varía dependiendo del metabolismo de cada persona. Sin embargo, el entrenador personal ángel Merchán afirma que para bajar de peso se debe generar un déficit calórico, es decir, que se deben quemar más calorías que las que se consumen.

Y para evitar subir de peso de forma rápida, lo ideal es disminuir 1% de peso semanal.

About The Author

Related Posts

Leave a Reply