El tabú de usar juguetes sexuales, entre ellos el vibrador, ha ido desapareciendo poco a poco y cada vez más mujeres se están atreviendo a tener uno.

Si tu eres una de ellas pero aún no estás muy segura de cual escoger, aquí te dejamos tres sencillos tips:

Revisa de qué material está hecho, lamentablemente quienes fabrican estos juguetes no tienen ninguna obligación de darnos a conocer los productos químicos que usan, es más, ni siquiera están obligados a NO usar productos tóxicos.

Por lo que lo más importante es leer bien las etiquetas y evitar aquellos que contengan silicona de grado médico, acero inoxidable, vidrio o ftalatos, ya que el cuerpo puede absorberlos y causar infertilidad.

Aquí si aplica eso de calidad antes que cantidad… o tamaño en este caso, por lo tanto debes buscar vibradores de marcas que garanticen que son seguros para tu salud, por lo mismo procura comprarlos en sex shops reguladas.

Lento y rápido, un vibrador al que le puedas graduar la intensidad es lo mejor, pues tu cuerpo no se hace “adicto” a una sola velocidad y así podrás tener un orgasmo con diferente estimulación.

Ahora si, corre a comprar el que más te guste y pasa momentos deliciosos ya sea sola o en compañía.

 

About The Author

Related Posts

Leave a Reply